Qué es el phishing

phishing

Últimamente se están detectando varios tipos de mensajes de phishing muy elaborados y peligrosos. Nos hemos enterado que, recientemente, se reciben mensajes del Ministerio de Economía y de Empresa. Lo mismo ocurre con un supuesto regalo de un robot de cocina de Lidl, o un sms enmascarado enviado supuestamente por empresas de mensajería y paquetería como DHL.

Cuando recibas un mensaje de este tipo de características ¡NO LO ABRAS! Probablemente es phising.

Qué es el phishing

Es un fraude cuyo objetivo es el de robar o captar datos privados de los usuarios. El modus operandi consiste en falsificar páginas familiares para los usuarios, como administraciones públicas, y se pide que se introduzcan en las mismas datos privados. De esta forma, se obtiene información como el nombre, las contraseñas o tarjetas de crédito de los usuarios.

Literalmente, el usuario es pescado con un cebo. Por ello, debemos tener muy en cuenta cómo funciona este sistema de engaño para poder detectarlo y no caer en él.

A nivel general, el phising funciona a través de un SMS, un correo electrónico o un WhatsApp o cualquier tipo de mensaje instantáneo (también funciona en Facebook o Telegram). Este mensaje podría ofrecer un regalo de una empresa, pedir un favor de un amigo, o pedir datos para un servicio común (por ejemplo, una empresa de mensajería que necesita unos datos para que te llegue un paquete).

Para que funcione la estafa, se basa en la confianza del usuario con el emisor del mensaje, bien por ser una firma o empresa conocida o un contacto personal.

A veces, el diseño es tan sofisticado que el usuario no se da cuenta de la diferencia

Normalmente, estos mensajes vienen acompañados con un link que te dirige a la página plagiada. Puede ser que esta página sea fácilmente detectada como fraude, porque a veces están mal diseñadas, o incluso tienen faltas de ortografía. Pero en otros casos el diseño es tan sofisticado, que puede que el usuario no se de ni cuenta de la diferencia.

En esta página, se piden datos como el nombre de la persona o la cuenta bancaria.

Existen varios tipos de phishing. No obstante, lo más importante es siempre desconfiar o asegurarte de la veracidad de la página en la que introduces datos personales. Es la mejor forma de terminar y protegerse contra esta estafa.

Leave a Reply Text

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *